sábado, 18 de noviembre de 2017
Historia de los Salesianos de Cádiz
Visitas 1
Valoración: 11/15
 

 APUNTES PARA UNA HISTORIA MAS QUE CENTENARIA

COLEGIO SALESIANO “SAN IGNACIO” – CADIZ (1904-2015)

 por Manuel Holgado García

 

            La idea de abrir una Casa Salesiana en Cádiz data de la década de los 80 del siglo XIX; el ejemplo dela cercana Casa de Utrera, dedicada a la educación humana y cristiana de la juventud, era lo suficientemente atractivo.

 

            Dª Ana de Viya, apoyada por Félix Soto (Canónigo de la Catedral gaditana) después de visitar a Don Bosco en Valdocco (Turín) encargó a D. Cayetano Santolaya el proyecto y la ejecución del edificio principal, hoy muy remodelado tras la restauración que se realizó en loa años 70.

 

            El llamado entonces Asilo-Escuela San Ignacio estaba dedicado fundamentalmente a niños procedentes de los grupos sociales más modestos. La enseñanza, materiales, vestido e incluso la manutención eran gratis. Los gastos que ocasionaba eran sufragados en su totalidad por  Dª. Ana, cuya fortuna estaba siempre dispuesta a atender cualquier tipo de obra de beneficencia o religiosa, en la ciudad,  no extraña pues, que sus restos mortales reposen definitivamente en la cripta dela Catedral.

 

            Tras la muerte de Dª Ana, en 1919,  los problemas de sostenimiento económico fueron muy graves, se trasladó al Asilo-Escuela el Aspirantado o noviciado menor de la Inspectoría, su presencia junto con algunas becas costeadas por cooperadores gaditanos permitieron sostener en la década de los años 20 la Institución.

 

            El acuerdo con la Diputación Gaditana para convertir el Asilo- Escuela en Hospicio Provincial,  aseguraría momentáneamente su funcionamiento, sólo se mantuvo entre 1929 y 1931. Este año erige el monumento a D. Bosco ante la fachada principal. Durante los años de la contienda civil (1937-39) el colegio acoge niños internos enviados por el Auxilio Social. Una vez terminada la guerra, son los niños del Patronato de San Pedro y San Pablo los que acuden al mismo. Posteriormente, durante los años 40 y parte de los 50, son los huérfanos de suboficiales y militares del ejército los que acuden al Colegio. Estos alumnos más los aspirantes componen el grupo de 261 internos que hubo en el curso 55-56.

 

            En la década de los 60, son los becarios del Ministerio a través del  P.I.O. y los becarios  de Astilleros los que acuden mayoritariamente al colegio;  por otra parte este  paulatinamente va formalizando acuerdos de subvención con el Estado con la finalidad de garantizar una enseñanza gratuita en unos casos y semigratuita en otros con lo que no se pierde el carácter popular de los alumnos. Esta situación se mantiene hasta la década de los 80, en que la década de los 80, en que la nueva legislación LODE establece el actual régimen de Concierto Educativos.

 

            Los edificios primitivos se van quedando pequeños y anticuados a las nuevas necesidades y así en el curso 63-64 se construye el pabellón de Enseñanza Primaria, usado actualmente por el nivel de Educación Primaria e Infantil, en el 65-66, comienzan a funcionar las actuales aulas y talleres de Formación Profesional. Paralelamente se ha producido la expropiación y urbanización del Polígono de San José, parte de la finca comprada por Dª Ana para el Asilo. En el Curso 69-70 se construyó el edificio destinado a Bachillerato, hoy utilizado también por Primaria y ESO. El edificio dedicado a administración, residencia y asociaciones, la construcción de pistas  polideportivas, el Salón de Actos y el Pabellón Deportivo son inaugurados en los años 70, el Salón fue reformado en profundidad con motivo del Centenario del Centro y el Pabellón Polideportivo y las Pistas Exteriores de Educación Primaria se han renovado igualmente el pasado curso 2009-10. El viejo edificio primitivo, muy deteriorado fue comenzado a remodelar a finales de los años 70, siendo terminadas las obras en 1982. La formación profesional cuenta desde enero de 2009-10 con un nuevo edificio de talleres y aulas el Edificio Juan Kogovsek, en recuerdo del coadjutor salesiano, de origen esloveno, maestro de metal de muchas generaciones de alumnos del centro en las décadas de los 60 y 70.

 

            El origen de la Enseñanza Primaria en el colegio se sitúa en Octubre de 1904 cuando 203 alumnos, divididos en 3 clases inauguran el Centro. El número de alumnos se mantuvo estable hasta los años 60. En el curso 65-66 el número de alumnos es de 343 divididos en 6 clases. La reforma educativa de los años 70 elevó el número de clases en EGB a 32 con casi 1300 alumnos, con la aplicación de la LOGSE, y el consiguiente descenso en la ratio alumno/aula, hoy estudian en este nivel, en 18 aulas, todas ellas concertadas con la Junta de Andalucía.

 

Desde el curso escolar 2002-03, se ha implantado el nivel de Educación Infantil,  en este nivel cuya financiación estuvo a cargo de forma integra por parte de las familias, hasta el curso 2005-06, en que de forma paulatina y en un plazo de tres cursos se formalizó el correspondiente concierto educativo con la Consejería de Educación de la Junta de Andalucía.

 

            La Formación Profesional comienza con unos pequeños talleres de Carpintería, Sastrería y Zapatería en 1905. Años más tarde se crea el taller de Imprenta y encuadernación. Cuado Dª Ana muere el número de artesanos o aprendices era de 60. En 1945 se creó el taller de Mecánica ampliado con una sección de Electricidad en 1947; en este curso los aprendices son 283. La ordenación legal de los estudios de Formación Profesional en 1955 hace que el Colegio se homologue e imparta las especialidades de Metal (ajuste, torno y fresa), de Electricidad (instalador y bobinador), de Madera, de Delineación (industrial y de construcción). Los tradicionales talleres de imprenta y encuadernación, zapatería e incluso de carpintería van desapareciendo progresivamente. En 1968 se creó la especialidad de Electrónica, a la  vez que en el Colegio se imparten los dos grados de Oficialía y Maestría Industrial. La reforma educativa de 1970, configuró el colegio como un Centro de Formación Profesional de Primer y Segundo Grado, en el que se impartían las especialidades de Automoción, Electrónica, Metal y  Electricidad, subvencionadas por el estado y con la aplicación de la LODE, concertadas en concierto pleno para Primer Grado con 10 grupos y 400 alumnos y con concierto singular para el Segundo Grado, con 11 unidades y 385 alumnos.

 

            La entrada en vigor de la LOGSE, ha reconfigurado el Centro, con los siguientes ciclos formativos de Formación Profesional Específica:

 

Ciclos Formativos de Grado Medio:

Ø  Gestión Administrativa

Ø  Comercio

Ø  Electromecánica de Vehículos

Ø  Equipos e Instalaciones Electrotécnicas

Ø  Equipos Electrónicos de Consumo

Ø  Montaje y Mantenimiento de Instalaciones de frío, climatización y producción de calor

Ø  Soldadura y Calderería

 

Ciclos Formativos de Grado Superior:

Ø  Administración de Sistemas Informáticos

Ø  Mantenimiento de Equipos Industriales

Ø  Desarrollo de Aplicaciones Informáticas

 

Preocupados por atender a todo tipo de alumnos y por hacer de la educación y medio de promoción personal y social,  optamos por la implantación y concertación de los siguientes Programas de Garantía Social, convertidos por la LOE en Programas de Cualificación Profesional Inicial,  134 alumnos cursaron estos programas en el curso escolar 2009-10.

 

Ø  Servicios auxiliares de oficina

Ø  Soldadura

Ø  Electricidad

Ø  Automoción

Ø   

La LOMCE, transformará los PCPI en Ciclos Formativos de FP Básica.

 

En relación con la atención a la diversidad, además de los PCPI, desde el curso 2005-06el centro cuenta también con dos aulas de Apoyo a la Integración, en el curso 2009-10 estas aulas atendieron a casi 50 alumnos; desde el curso escolar 2003-04. con  Programa de Diversificación Curricular para el 4º de ESO y un Programa de Mejora del Aprendizaje en 3º de ESO

 

            El Bachillerato es la sección más joven del centro. Tiene su origen en 1960 y su consolidación en 1966 con la creación de la Sección Filial nº 1 del Instituto Colmuela. En Junio de 1976 finaliza el COU la primera promoción del Centro; ese mismo año había comenzado el BUP tras la  reforma legal de las Enseñanza Medias, según la Ley de Villar Palasí, en él y hasta la implantación de la LOGSE, estudiaron en 12 grupos, más de 450 alumnos  cada año.

 

            La nueva configuración de las Enseñanzas Medias de la LOGSE,  creó el nivel de Enseñanza Secundaria Obligatoria, que  en lo organizativo y pedagógico está unido al nuevo Bachillerato, el centro tiene en funcionamiento 12 grupos de ESO.

 

            El centro oferta el Bachillerato LOE en las modalidades de Humanidades y Ciencias Sociales y de  Ciencias y Tecnología, son 6 las  unidades concertadas aunque 12 las autorizadas

 

            Las actividades extraescolares y complementarias siempre han tenido un lugar en el  centro. La Banda de Música, cuyos instrumentos fueron traídos de Italia, comenzó a funcionar en 1907,  bajo la batuta del Maestro Carpintero Alfonso Pagés, coadjutor salesiano (al que le debemos entre otras obras los retablos neogóticos que en la capilla acogen las imágenes de Don Bosco y del Sagrado Corazón de Jesús),  con la ampliación del edificio, se destinó un lugar para el Teatro, y no había fiesta escolar, civil o religiosa que no contase con una velada teatral entre sus actos conmemorativos. La escolanía del colegio en los años 70 y 80 tuvo una vida intensa llena de actuaciones y éxitos contrastados, mencionar en relación con ello el logro del Primer Premio en el Festival Internacional de la Canción Infantil Iberoamericana organizado por la Unicef, en el año 1979, desde el año 1985 se celebra ininterrumpidamente cada verano el Festival de la Canción En Marcha, algunas de las populares figuras de la canción actual han pasado por su escenario. Las excursiones, las exposiciones son una constante a lo largo de la vida del Centro, hoy en día se ofrece al alumnado una amplia gama de actividades de este tipo.  De igual manera siempre se ha potenciado la práctica de actividad deportiva en el centro, de los éxitos deportivos en aquellos Juegos Deportivos Escolares de los años 60 y 70 quedan muestras en las vitrinas y crónicas del centro y el Club Polideportivo Don Bosco, creado a finales de esa década.

 

            Las Enseñanzas no regladas, para satisfacer las necesidades de formación de jóvenes y mayores de los barrios cercanos, nacen casi con el Colegio; ya en Enero de 1905 comienzan las clases nocturnas con varios grupos; cultura general, gramática e idiomas, nociones de taquimecanografía y calculo mercantil, constituyen el  precedente más lejano de la asociación Juventud'85 hoy integrada en la Fundación Don Bosco de la Inspectoría Salesiana de María Auxiliadora que coordina las actividades de atención a jóvenes con dificultades en actividades formativas no regladas, de formación ocupacional y de tiempo libre. Para ello, el Centro además imparte numerosos cursos de formación para el Empleo en colaboración con los Servicios de Empleo de la Administración Estatal y Autonómica.

 

            Una Casa Salesiana, es además de una escuela  un patio y sobre todo una Iglesia; la síntesis de evangelización y educación integral, es una constante en su labor educativa,  hasta la década de los 60 existieron las Compañías, antecedente de los actuales grupos formativos pastorales, ya en los años 70 se creó el  Centro Juvenil, en su segunda etapa funciona desde 1985, denominado Centro Juvenil Bosco. Muestra de esta complementariedad de innovación y tradición pastoral y evangélica ha sido recientemente la erección canónica de la Hermandad Salesiana de Penitencia de Nuestro Padre Jesús del Amor Despojado de sus Vestiduras y María Santísima de la Concepción el pasado 18 de mayo de 2007.

 

            Dos asociaciones de la Casa han celebrado brillantemente su Centenario la Asociación de Devotos de María Auxiliadora  en el año 2007 y la Asociación de Antiguos Alumnos en el año 2009.

Dosatic S.L. © 2017
Site desarrollado por DYNAMO 3.5

Política de Privacidad